«Estén atentos, cuídense de la levadura de los fariseos y de la levadura de Herodes».

En el evangelio de hoy vemos que mientras los discípulos anda sumamente envebidos por las minucias y ocupaciones del sustento material del día a día, Jesús por el contrario anda enfocado en lo espiritual ya que sabe que esta dimensión trascendente del hombre es a la postre la que domina y gobierna todas las demás áreas del ser humano. De esta manera Jesús advierte a sus discípulos de que no se contaminen con la religiosidad de fariseos y con las teorías herodianas ávidas de poder y dominio, ya que sabe que ambas corrompen al hombre y son para el alma como la levadura lo es al pan, en apariencia algo insignificante pero que poco después es la que controla y se impone a toda la masa, en el hombre a todo su ser quedando sometido a ese dominio de maldad y falsedad que cierra las puertas a Dios y, por consiguiente, al bien y al amor en el hombre.

Enseñanza: Hoy el Señor viene a decirme que esté muy atento a esa levadura que está por doquier, es decir de aquellas personas cuya mirada está enfocada en influir en las mentes y voluntades de los otros para su propio beneficio, del mismo como también lo debo estar de esa otra levadura “clasista» que se siente superior a los demás porque todo, a su parecer, lo hacen perfecto, olvidando de este modo, que todos somos pecadores y reprochables, por tanto, a los ojos de Dios; que es en definitiva su gracia y su misericordia la que nos sostiene.

Oración: Buenos días Señor mío y Dios mío, ante ti comparezco pobre y arrepentido, sabiendo que muchas veces las preocupaciones de este mundo me envuelven de tal manera, que pierdo el enfoque principal y primero de mi vida que eres tú.
Te pido Padre de bondad y sabiduría que el Espíritu Santo me guarde de esa levadura de maldad sembrada por el príncipe de este mundo en los corazones de los hombres, para que no fermente también en el mío, para que la saqué a tiempo de mi mente y mi corazón.
Gracias amado Jesús por tu enseñanza, un abrazo, acompañame en este día, que nadie ni nada me separé de tu amor. ¡Que todas las criaturas te alaben hoy y siempre, aleluya…!

https://evangeliodeldia.org/SP/gospel/2022-02-15

Acerca de renaceralaluz

Decidí hace ya mucho tiempo vivir una vida coherente en razón de mis principios cristianos, lo que quiere decir que intento, en la medida que alcanzan mis fuerzas, llevar a la vida lo que el corazón me muestra como cierto: al Dios encarnado en Jesucristo con sus palabras, sus hechos y su invitación a salir de mi mismo para donarme sin medida. Adagio: El puente más difícil de cruzar es el puente que separa las palabras de los actos. Correo electrónico: 21aladinoalad@gmail.com

Puedes dejar tu opinión sobre esta entrada

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s